Lumen Mariae

Inicio » Iglesia » Se acercan días tristes para todos

Se acercan días tristes para todos

Virgen de Guadalupe

Corazón de Jesús

El Gran Milagro

Infiltración en la Iglesia

El Reino de la Paz

Jesús fue enviado por el Padre para Salvar el mundo. Fue su primera venida. Jesús hizo la Voluntad de Su Padre y ascendió al Cielo para reinar desde allí Su Iglesia.

despirirtual

Y Jesús es Rey de la Iglesia unido a Su Vicario, el Papa, que es la cabeza visible de la Iglesia.

El Papa no es Rey de la Iglesia, sino Vicario del Rey, el que da las órdenes del Rey en la Iglesia. Y sólo el Papa puede dar estas órdenes, porque se las transmite directamente el Rey.

Cuando Benedicto XVI dejó de ser Vicario, cuando renunció a la Vocación Divina en la Iglesia, el Rey gobierna solo la Iglesia. No tiene un Vicario porque el Papa renunció a ser Vicario.

Y sólo el Rey elige a Su Vicario en la Tierra. Sólo él, cuando muere un Vicario, elige otro Vicario.

Pero cuando un Vicario renuncia a ser Pedro, el Rey no elige a nadie en Su Iglesia, porque es el Rey y todos deben doblar sus mentes humanas ante el Rey y no decidir nada sin el Rey.

Y los Cardenales, que se reunieron en Cónclave para elegir un Vicario, no eligieron un Vicario, sino un hombre que el Rey no quiso.

Los hombres fueron los que quisieron a ese gobernante, pero el Rey de la Iglesia no se acomoda a ninguna voluntad humana en la Iglesia, no sigue la decisión de los hombres en la Iglesia.

El Rey de la Iglesia esperó en vano que le preguntasen qué cosa había que hacer en la Iglesia cuando su Vicario renunció. Pero nadie preguntó eso al Rey, porque los Cardenales ya no tenían vida espiritual, ya no seguían al Rey en la Iglesia. Sólo seguían sus concupiscencias en la Iglesia.

Y eligieron a un hombre que sólo sabe hablar del mundo y para el cual la Iglesia es sólo una empresa del mundo. Una empresa para hacer dinero en el mundo.

Un hombre que ha dado a la Iglesia su división en el gobierno, haciendo ya imposible que el Rey gobierne Su Iglesia desde Roma. Imposible que el Rey dé su Voluntad a ocho cabezas en la Iglesia.

Ese hombre sólo le interesaba el poder en Roma. Y, para ello, en el Cónclave se puso como gobernante ante todos los Cardenales. Él ya fue elegido Papa antes del Cónclave. Fue elegido en secreto y dado a conocer al mundo en el Cónclave. Los Cardenales sólo lo tenían que elegir a él, porque ya todo estaba decidido en la Iglesia.

Dos años tardó la masonería en poner a un hombre en la Silla de Pedro, porque todo nació antes de soltar en el mundo el escándalo de los escritos secretos de Benedicto XVI. Cuando fueron soltados, ya antes todo se había preparado.

El fin era expulsar a Benedicto XVI de la Silla de Pedro. Y había que poner todos los medios para ese fin. Todos. Por eso, se obligó a Benedicto XVI a irse, con una razón nimia, sin fundamento. Y ahí fallaron todos.

Ese fue el error de la masonería: no poner una razón convincente, inteligente, sagaz, sacada de la mente del hombre para convencer al hombre.

Por eso, los intelectuales se quedaron pasmados ante la renuncia. Los espirituales conocieron el engaño. Y sólo los sentimentales cayeron en el engaño.

Muchos viven de sus sentimientos en la Iglesia. Muchos. Y su fe es sólo producto de sus sentimientos. Quieren sentir para tener fe.

Por eso, Francisco arrastra a los sentimentales, a los de falso corazón, a los de falsa inteligencia. Porque el sentimiento nubla la inteligencia y hace que el hombre se apoye en vagas ideas sobre la vida.

Muy pocos vieron el engaño. Todos cayeron en la trampa.

Este fue el fallo de la masonería: no poner una razón convincente, porque se quería al hombre, al hombre que anulara lo primero en la Iglesia: a Pedro y su gobierno vertical.

Y, por eso, también fallaron con el hombre, porque, por su bocazas, por hablar antes de tiempo, por dar sus declaraciones, que son su testamento en la Iglesia, la masonería, ahora, tiene que rectificar su plan, por el bocazas de Francisco.

Francisco, en sus declaraciones, da la doctrina más contraria a la fe católica. Y eso no se puede hacer sin quitar los dogmas de la Iglesia, sin reducir la Iglesia a ninguna verdad.

¿Qué esperaba Francisco después de sus declaraciones? ¿Que la gente lo siguiera porque predicaba sus tonterías en la Iglesia?

Muchos sentimentales se han despertado, pero no lo suficiente, porque sólo viven del sentimiento falso hacia el prójimo, como lo hace Francisco.

Y Francisco ve ahora oposición en la Iglesia porque no ha medido sus palabras con prudencia, porque ha hablado antes de tiempo. Y, por eso, ya no vale Francisco para seguir rompiendo la Iglesia.

Es necesario otra cosa en la Iglesia. No se ha escondido la doctrina que debería callarse hasta el tiempo en que la masonería dijera que se podía revelar. Los masones no descubren sus planes a nadie.

Y Francisco los ha descubierto, porque ahora nadie se traga la doctrina de Francisco en sus declaraciones. Son totalmente contrarias a la Tradición de la Iglesia, al Magisterio de la Iglesia y a la Palabra de Dios. Ahora todos ven con recelo lo que pueda decir Francisco. Ahora todos comienzan a medir a Francisco con sus inteligencias. Y eso produce un enfrentamiento real con el jefe de la Iglesia.

Por eso, se intentó decir que aquí no ha pasado nada. Pero fue eficaz. Muy eficaz.

Si Francisco hubiera seguido diciendo sus tonterías en las homilías pocos se habrían dado cuenta del engaño. Pero Francisco dijo palabras mayores en sus dos declaraciones y en su encíclica, que nadie se ha molestado en verla y en tumbarla de forma teológica y filosófica.

Y esas palabras mayores han hecho despertar en la conciencia a muchos. Pero es un despertar también ineficaz, porque no se opone a Francisco, sino que se le sigue el juego, se espera que haga algo para solucionar todo eso.

Por eso, es necesario otro plan en la Iglesia, quitar los dogmas de otra manera. Para eso hay que cambiar de cabeza porque Francisco es muy sentimental y, por tanto, muy orgulloso: sólo quiere dar de comer a los pobres en la Iglesia. Y la masonería no va por ese camino.

Al demonio le queda poco tiempo una vez que tiene la Silla de Pedro. Poco tiempo: tres años y medio para cambiarlo todo en la Iglesia y poner al Anticristo. Y no va a estar perdiendo el tiempo dando de comer a los pobres. Eso sólo lo quiere Francisco que no sabe nada de lo que la masonería.

Por eso, para la Iglesia viene ya todo. Toda su ruina en todos los aspectos. Y nadie se salva ahora. Todos van a ser tocados por lo que haga la masonería en Roma. A todos les va afectar en lo espiritual, en lo material, en lo humano, en todos los sentidos que el hombre tiene y vive.

Viene días muy tristes para todos. Se acaba la fe. Se acaba la Iglesia. Se acaba Roma.

Anuncios

4 comentarios

  1. Cristina de López dice:

    Oremos por nuestro amado Papa Benedicto XVI, quien “es la barca espiritual de vuestro socorro en DIOS…. es el REFUGIO DE LA VERDAD”. (Jesús a JNSR)

    HE AQUÍ VUESTRA PROTECCIÓN 
    5 de Marzo 2013

    Señor Jesús, vengo a pedirTe ayuda para situar la salida de nuestro buen Papa Benito XVI de la Iglesia, liberándose de Su función Papal.

    Hizo lo que debía hacer…
    Retirándose, acaba de conducir la Iglesia al refugio donde le ha sido dado  refugiarse “en la oración y la adoración a DIOS.”
    ¿Cuál es el Enemigo del Señor que puede penetrar en el corazón vivo y apasionado de un hijo de DIOS?
    ¿Cuál es de verdad, el verdadero cristiano que no reconoció en él, este refugio donde el Enemigo no podrá penetrar?
    “Él es el refugio de la Verdad” dónde el más astuto jamás logrará desviarlo de Su Vía Crucis, camino que él sigue desde hace tiempo, y que está prosiguiendo hasta la CRUZ donde DIOS lo espera.
    La liberación de todos Mis hijos creyentes en su Salvador Jesucristo, todavía se encuentra en todos los corazones puros guiados en la oración y la adoración.

    Sigue hija Mía, continúa…
    Ø Alabar a DIOS y Su Iglesia,
    Ø A rezar con tus hermanos,
    Ø A socorrer a los infelices y sobre todo, a querer a tus enemigos, en el perdón de DIOS.
    Ø Y reza por Mi Papa que es la barca espiritual de vuestro socorro en DIOS. Yo le confío todas vuestras almas que le seguirán en su oración de protección.
    .

  2. Juan Pablo dice:

    Mensaje a M.D.M. del 13/03/2013. ¿No tiene bastante relación con lo que se dice aquí? “El insulto de la resolución en Roma, que viste hoy, me parte en dos.” Se refiere al Cónclave seguramente. Por supuesto que con los mensajes privados hay que ser prudentes, pero cuánta relación que tiene. De ser verdadero, está todo allí:

    http://www.elgranaviso-mensajes.com/products/a13-mar-2013-su-trono-ha-sido-robado-su-poder-no/

    • josephmaryam dice:

      Me parte en dos significa que la elección de Fraancisco divide a la Iglesia en dos. Es la primera división. Falta otra. Una división es en la cabeza, otra en el amor de la Iglesia: la Eucaristía.

  3. cecilia garcia dice:

    josephmaryam,totalmente de acuerdo con tu reflección. Hemos sido muy pocos los que nos hemos dado cuenta de toda esta mentira,farsa, de toda esta manipulación de la masoneria poniendo a su monigote Francísco a la cabeza de la digo yo, “Estructura de la iglesia” porque la esencia espiritual de la iglesia Católica,sigue tenindo su cabeza,que es Benedicti XVI. Y los que pudimos darnos cuenta,pertenecemos a esa iglesia,la que sigue la verdadera doctrina y no vive de sentimentalismos,sino que trabaja,corrige,enseña y llama a la conversión del alma,abandonando el pecado y cambiando la forma de vivir para alcanzar la salvación. ¿Tu estás en facebook?

Los comentarios están cerrados.

Glosario

Misa espiritual

Benedictus PP. XVI

Allí donde está Pedro, allí está la Iglesia, allí se encuentra a Dios

Allí donde está Pedro, allí está la Iglesia, allí se encuentra a Dios

Santuario de Fátima

Fátima en directo

Jesús, en Vos confío

A %d blogueros les gusta esto: