Lumen Mariae

Inicio » anarquia » La Iglesia se ha convertido en una anarquía

La Iglesia se ha convertido en una anarquía

Virgen de Guadalupe

Corazón de Jesús

El Gran Milagro

Infiltración en la Iglesia

El Reino de la Paz

”Ahora que por vuestra parte todos habéis también de respetar a los diáconos como a Jesucristo, lo mismo digo del obispo que es prefigura del Padre y de los presbíteros que representan el Senado de Dios y el Colegio de los Apóstoles. Si quitan esto no hay Iglesia.” (San Ignacio de Antioquía, Carta a los Tralianos, año 107)

gloriarme

La Iglesia es sólo la Jerarquía (ἱεραρχία):

a. ἱερός: sagrado, divino

b. ἀρχή: principio, orden, gobierno, cabeza, poder, autoridad

La Iglesia es un Poder Divino. No es un poder humano.

Esta Verdad nace de: “Tú eres Pedro, y sobre esta Piedra edificaré Mi Iglesia”.

Pedro es un Apóstol, es decir, alguien que ha recibido el Sacramente del Orden, un consagrado, un hombre sagrado, con un principio, con un poder, un hombre que es enviado de entre los hombres para dar lo divino a los hombres.

Apóstol (απόστολος):

a. απo: de entre, desde

b. στέλλω: enviar

Si se quita la Jerarquía, automáticamente se quita la Iglesia.

La Iglesia es dos cosas:

a. una unión en la Jerarquía: unión entre Cristo y Pedro. Esta se llama unión mística: “Tú eres Pedro, y sobre esta Piedra edificaré Mi Iglesia”.

b. una unión en el Cuerpo Místico: unión entre Cristo y sus almas. Esta se llama unión espiritual: “Dondequiera que estén dos o tres en Mi nombre, allí estoy Yo en medio de ellos” (Mt 18, 20).

Sin la Jerarquía sólo queda la unión espiritual, pero sin cabeza, sin sacerdocio visible. Es la comunidad de fieles que se reúnen para orar al Señor.

Esta unión espiritual siempre se ha dado desde el principio de la creación del hombre. Dios se une al hombre de esta forma y lo va guiando hacia la Tierra Prometida a través de Sus Profetas.

Pero con Jesús, se da la unión mística. Y, entonces la Iglesia ya no es una comunidad de fieles, sino que es un Poder Divino.

En Jesús desaparece la forma antigua de llevar Dios a Su Pueblo, que era mediante los Profetas.

Con Jesús Dios lleva a Su Pueblo a través de una Cabeza: Cristo Jesús, que es una Jerarquía.

Y sólo a través de esta Cabeza, que es Invisible para la Iglesia militante.

Esta Cabeza Invisible, que es Jesús, tiene todo el Poder de Dios. Un Poder Absoluto y Omnímodo, que lo abarca y lo comprende todo.

Esta Cabeza Invisible nadie la puede quitar. Es Divina, Espiritual, Mística, obrada en la Redención del hombre. Jesús Ascendió a los Cielos para gobernar Su Iglesia.

Jesús no está ya para interceder por la Iglesia. Eso lo hacen los demás.

Jesús es el Rey que lleva a Su Iglesia hacia la Verdad Plena.

Contra esta Verdad se va hoy día en la Iglesia, porque sólo se presenta a Jesús como Mediador, intercesor, pero no como Rey de la Iglesia.

Y Jesús media e intercede, pero eso ya no es la misión del Rey.

El Rey gobierna Su Iglesia. Y no otra cosa, porque tienen un Poder Divino para obrar eso.

E igualmente, se presenta a la Virgen María como mediadora e intercesora. Y, tampoco, es ya su misión en la Iglesia. La Virgen es la Reina junto al Rey. La Virgen gobierna la Iglesia junto a Su Hijo desde el Cielo, porque tiene el mismo Poder que tiene Su Hijo. No es una participación de ese Poder, como en las reinas del mundo. Es el mismo Poder Divino, que está en los dos: en Jesús y en María.

Hay en la Iglesia una corriente que está anulando el gobierno sagrado, divino de Jesús y de María.

Y se anula en la práctica, no con teologías o con filosofías.

En la práctica, significa que la Jerarquía no se une a Su Rey ni a Su Reina para gobernar la Iglesia militante.

Este es el grave problema que la Iglesia tiene desde la renuncia de Benedicto XVI.

La Jerarquía no está unida a la Cabeza Invisible, que es Jesús, sólo por el pecado de Benedicto XVI al renunciar a ser Cabeza Visible de la Iglesia.

No quiso ser Cabeza Visible, entonces nadie de la Jerarquía puede unirse a Cristo. Nadie.

Esto es lo que no se comprende.

Esto es la consecuencia del pecado de Benedicto XVI.

Ese pecado ató a toda la Iglesia y la impide unirse a Cristo de una forma mística. Sólo queda la forma espiritual de siempre.

De esto se deduce que, en estos momentos, la Iglesia marcha sola, sin cabeza visible que la guíe.

No hay un sacerdote, un Obispo, un diacono que pueda guiar a la Iglesia y darle la Voluntad de Dios. No hay nadie, ni siquiera el más santo de los Obispos ni el más santo de los sacerdotes.

Porque Benedicto XVI anuló la unión mística entre Cristo y la Jerarquía. Al dejar de ser Cabeza Visible, se anula la obediencia en la Jerarquía. Si no hay cabeza, a ¿quién se obedece?

Por tanto, al inventarse un gobierno horizontal en la Iglesia se está dando lo contrario a la Jerarquía: la anarquía.

La palabra anarquía proviene del griego ἀναρχία (anarchía):

a. ἀν: sin, no.

b. y ἀρχός : principio, gobierno.

La anarquía es sin gobierno, sin una autoridad divina.

Sólo con una autoridad no declarada como humana, porque en ese gobierno no se han dado las bases de la autoridad. Está ahí sólo para escucharse unos a otros y decidir cosas, pero nadie ha puesto en reglas, en leyes humanas cómo funciona ese gobierno horizontal. Porque, es claro, que no funciona como Jerarquía, como gobierno vertical.

Entonces, la Iglesia vive una anarquía. Y nadie se ha dado cuenta de ello.

No se puede llamar ni monarquía, ni oligarquía, ni jerarquía. No se sabe lo que es. Y cuando las cosas no están claras, las cosas son sin poder, sin gobierno, sin autoridad, sin ley (ἄνομος): anarquía.

La Jerarquía ya no puede darse en la Iglesia porque sólo se puede dar en la Obediencia a Pedro como Cabeza de la Iglesia, como el único que gobierna la Iglesia.

Es Pedro el que gobierna la Iglesia. No es el conjunto de hombres.

Como Benedicto XVI renunció a ese gobierno vertical, que es un carisma en la Iglesia, no hay cabeza en la Iglesia, no hay autoridad en la Iglesia, no hay poder divino en la Iglesia, no hay ley en la Iglesia.

Hay sólo un grupo de hombres, vestidos con sotanas, que se han inventado un gobierno horizontal pero que no han dicho cómo funciona ese gobierno horizontal en la Iglesia.

Esto es un motivo más para no hacer caso ni a Francisco ni a nadie en la Iglesia. Porque anularon la Jerarquía y han puesto nada en la Iglesia. Y esto es muy grave. Y nadie ha contemplado este punto tan importante para todos.

Ante esta anarquía que se vive en la Iglesia, la Iglesia sólo queda en lo espiritual, no en lo místico.

Queda como la unión de fieles que se reúnen para orar y hablar de Dios.

En la práctica es lo que hay en la Iglesia.

Pero hay más, porque el Rey de la Iglesia sigue siendo Jesús, el que gobierna la Iglesia es Jesús. Y Jesús no la gobierna a través del gobierno horizontal. Jesús decide Él sólo qué hacer con Su Iglesia.

Se puede quitar la Cabeza Visible, pero la Iglesia permanece de otra manera.

Es decir, aunque la Iglesia ya no sea la Jerarquía, sin embargo, existe la Iglesia, porque la Cabeza Invisible es Jerarquía, es un principio, un poder sagrado, divino, no humano, por ser Dios.

Queda en la Iglesia la Jerarquía Invisible. Y, por tanto, la Iglesia es sólo guiada por esa Cabeza Invisible.

Ya no hay que hacer caso a nadie en la Iglesia, a ninguna cabeza visible.

Sólo hay que hacer caso a Cristo Jesús, que es el que guía ahora a la Iglesia. Y la guía sólo con Su Espíritu, que es el Espíritu de la Iglesia y el Espíritu de Cristo.


7 comentarios

  1. claudia dice:

    Gracias por sus respuestas y aclaraciones…En cuanto a la obediencia comprendo el punto. Por muy duro q sea…tengo q reconocer q cuando entro Francisco me enamoro, hasta q empezo a hablar. Nose si estare perdida o no, q Dios juzgue mi conducta pero aunque no me guste lo q hace y dice aun no tengo el valor de señalarlo como otros, incluyendo este blog, lo hacen…Estoy segura q el E.S me dara luz…
    Con respecto a las revelaciones , sobretodo MDM , las segui por mucho tiempo, pero encontre cosas extrañas como q esta escribiendo el libro de la verdad??? eso me parece SI una herejia…q yo sepa el Libro de la verdad es la Biblia….y el libro de la vida lo abrira el Cordero el dia final…en fin. Supongo q tendremos q acogernos a San Pablo, y examinarlo todo…
    Me gustaria si pudiesen hacer un analisis del Falso Profeta, q pocos sacerdotes tenemos q nos guien al respecto..
    Buen dia

    • josephmaryam dice:

      Aprenda lo que es un Profeta para discernir todas las profecías. En las profecías se da la Revelación de siempre, pero explicada al hombre para que comprenda la Verdad que está en el Espíritu. El hombre, con su inteligencia, no ve la Verdad, solo ve las verdades que su inteligencia alcanza. Y con esas verdades no se puede comprender la Mente de Dios, la Sagrada Escritura. Y es necesario que el Señor, a través de sus profetas, vaya explicando la Verdad al hombre, para que su inteligencia tenga la Verdad, no se pare en las verdades que acumulan muchos en su mente humana y que se cierran a cualquier otra verdad en Dios que no pueden o no saben alcanzar con su mente. Hay mucho fariseismo en la Iglesia actual porque niegan todas las profecías y entonces se vuelven maestros de sí mismos, de sus inteligencias humanas, de sus teologías humanas, de sus filosofías humanas. Pero no son capaces de enseñar la Verdad como Dios la ve, no como la razón la ve. Los hombres leen el Apocalipsis y no lo entienden. Y lo quieren explicar de muchas maneras y fallan todos. Sólo Dios da la interpretación de Su Palabra a través de sus profetas. Por eso, son necesarias las profecías, las revelaciones privadas si el hombre quiere salvarse, porque la mmente humana cierra el camino para todo hombre a la salvación. Lo que salva al hombre es la gracia mediante la fe. Es la vida divina que se da sólo en la aceptación de la Palabra de Dios, en el asentimiento de la mente a la Palabra de Dios, que es la fe. Cuando la mente quiere entender a Dios, el hombre yerra el camino. Pero cuando la mente se somete a Dios, entonces el hombre ve la Verdad, capta la Verdad. Y todo está en someterse al pensamiento divino, que es lo más difícil para todo hombre. Por eso, en la Iglesia tenemos tantos sacerdotes, tantos Obispos que son el caldo de cultivo para poner en la Iglesia el pensamiento del demonio, porque se han cerrado a toda revelación divina. Y sólo les queda el Evangelio que no sólo no lo saben interpretar, sino que se dedican a dulterarlo quitánde palabras y frases que no conviene a su inteligencia humana. No hay que creer a los hombres de la Iglesia hoy día. Hay que buscar a los corazones humildes a los cuales el Señor da Su Palabra para enseñar al hombre la realidad de lo que está viviendo ahora y que la Iglesia calla por maldad, porque ya ha hecho pacto con el demonio para romper la santidad, la sacralidad, la divinidad de la Iglesia.

  2. José M dice:

    ad Juan Pablo:

    Estoy de acuerdo con usted. Dios nos proteja de equivocarnos, y, de estarlo, invoquemos Su Divina Misericordia, pero hemos de tomar decisiones. En cualquier caso, si se modifica la Eucaristía, MDM, una vez más, lo habrá profetizado con varios años de antelación.

  3. Juan Pablo dice:

    Yo personalmente, y aclaro personalmente por mi propio discernimiento que puede no ser el correcto, después de la elección de Francisco, descarté de plano algunas supuestas revelaciones y en cambio creí más en otras.
    Descarté a Luz de María porque sospechosamente junto con otras supuestas que había en Argentina, luego de la elección de Francisco automáticamente pedían seguirlo, que era el Papa casi como un regalo del Cielo, etc., etc. Hay que revisar los mensajes de esa época y verán.
    Por el contrario, los de la irlandesa (creo que es), María de la Divina Misericordia y los mensajes al mexicano J.V. son totalmente coherentes en el tiempo y casi se han cumplido todas sus profecías.
    Es sólo mi opinión por si a alguno le sirve…

  4. José M dice:

    Ad Claudia

    Son tiempos muy difíciles y puedo entender que, a primera vista, cueste “digerir” la tesis que se mantiene en este blog. Es duro para un católico, que, a diferencia de los protestantes, hace de la obediencia una virtud, tener que discrepar con la persona que actualmente ocupa la Silla de Pedro. Para un protestante sería mucho más fácil. Sin embargo, los católicos hemos de tener claro que la obediencia está supeditada a la verdad. No se puede obedecer a la mentira. Reconozco que son tiempos muy duros para todos aquellos que nos consideramos católicos y que, sin embargo, nos vemos ante la terrible disyuntiva de obedecer y faltar a nuestra conciencia y a la Verdad o desobedecer y ser fieles a Cristo.

    Una visión apocalíptica (en el sentido de intentar conocer el Apocalipsis y la Segunda Venida espiritual de Cristo) ayuda a poner en contexto los tiempos actuales y a entender que, ante los gravísimos acontecimientos que están ocurriendo en la Iglesia, se tiene que optar por obedecer directamente a Cristo; no porque seamos rebeldes, sino porque, en conciencia, no nos queda otra opción.

    Es en este contexto en donde las profecías de MDM entran en juego. Si bien el sector modernista critica dichas profecías (p.e. Ronald L. Conte) otros (Kelly Bowring) dicen que son ciertas. Personalmente, MDM profetizó con casi dos años de antelación la dimisión de Benedicto XVI. Curiosamente, los que atacan dichas profecías, suelen ser lo que menos interés tienen en que sean ciertas (es decir, el sector herético “modernista” que es mayoría actualmente), pues, evidentemente, se sienten directamente aludidos por ellas. Me encomiendo de corazón a Dios si me equivoco, pero en los tiempos actuales encuentro una guía espiritual en dichos mensajes.

    Son tiempos difíciles, Claudia, y puedo comprender tus dudas. Era más fácil ser católico en la Europa de la Edad Media.

    Pax et Bonum

  5. Claudia dice:

    Me gustaría saber porque hacen promoción en su pagina de las apariciones falsas de bayside, Las dudosas de MDM y luz de Maria , etc… Eso podría confundir a la gente y me imagino q buscan esclarecer … Por otro lado si ustedes forman parte de todo el colegio apostólico , siendo sacerdotes , me confunde mucho q digan q no hay q obedecer a ninguna cabeza visible (pastor) , eso los incluye a ustedes???

    • josephmaryam dice:

      No ha comprendido el sentido del artículo. Y si no se comprende, entonces se juzga mal. Lea bien y comprenda la verdad. No se puede obedecer a nadie que siga la mentira y que enseñe la mentira. Si un Pastor no se pone en la Verdad, entonces no hay obediencia a ese Pastor. Pero la cosa es más grave, que es lo que se señala en el artículo: es la anulación de la unión mística entre Cristo y Pedro. Ese es el fondo del artículo. Si usted no ha comprendido ese fondo,entonces pregunta mal, hace una pregunta incorrecta. Por el fondo del artículo, por la anulación de la unión mística, no es posible ninguna obediencia, porque no se da la Jerarquía entendida como Colegio de Obispos unidos a una Cabeza, que es el Papa. Como no se da eso, no hay obediencia real en la Iglesia. Porque la Obediencia religiosa en la Iglesia nace de este punto. Ningún sacerdote tiene autoridad en la Iglesia si el Papa no se la da en un acto colegial. Como Benedicto xVI renunció no existe la Autoridad en la Iglesia. Este es l punto gravísimo que usted no ha comprendido.
      Por lo demás, sepa discernir los espíritus y no llame a lo falso o a lo dudoso sin discernir. Si no sabe usted discernir los espíritus, pida a Dios discernimiento, pero no se deja llevar por lo que hoy hay en la Iglesia: oscuridad del entendimiento y de la inteligencia del Espíritu. Si usted no quiere creer es su problema, no el nuestro.

Los comentarios están cerrados.

Glosario

Misa espiritual

Benedictus PP. XVI

Allí donde está Pedro, allí está la Iglesia, allí se encuentra a Dios

Allí donde está Pedro, allí está la Iglesia, allí se encuentra a Dios

Santuario de Fátima

Fátima en directo

Jesús, en Vos confío

A %d blogueros les gusta esto: